Por qué Bitcoin es diferente a otras criptomonedas

July 19, 2018 by Buda

bitcoin es diferente por que criptomonedas buda com surbtc

Si eres nuevo en el mundo Bitcoin, el período entre fines del 2017 y comienzos del 2018 han sido bastante locos. Se han registrado algunas altas importantes y caídas infartantes recreando una montaña rusa de emoción que no es fácil de controlar.

La acción relacionada al precio del Bitcoin ha sido tanto emocionante y, algunas veces, dolorosa por lo que es fácil perder la vista sobre aquellos en lo que se está invirtiendo.

Todas las monedas parecen estar funcionando juntos, por lo tanto ¿Cuál es la diferencia? ¿Cómo es posible distinguir una de otra? Y, aún más importante, ¿Cómo puede un inversionista saber cuál será el precio que tendrá una criptomoneda en el largo plazo?

En este artículo, vamos a argumentar por qué Bitcoin es diferente a otras criptomonedas, cómo Bitcoin es un sistema que, a pesar de la clonación, aún no ha podido ser replicado.

Innovación Real

Para entender realmente la propuesta de valor de Bitcoin, nos ayudaremos mirando un poco la historia. Es tentador pensar que la ICO más novedosa será la que finalmente mejorará Bitcoin y resolverá todos sus problemas y que, así, Bitcoin quedará relegada en la historia producto de la ausencia o falta de alguna característica en particular.

Sin duda, cada altcoin, ICO or Hardfork piensa que están siendo innovadores en una forma fundamental. Pero lo que pasan por alto es que la innovación más grande ya ocurrió.

La real innovación es la escasez digital descentralizada y Bitcoin fue la primera, y, además, como lo dejará claro este artículo, continúa siendo la única moneda con esta característica.

Todas las llamadas innovaciones como tiempos de confirmación más rápidos, cambiar a prueba-de-lo-que-sea, completitud de Turing (Turing completeness), distinto algoritmo de firma digital, diferente método de orden de transacciones e incluso privacidad, son, realmente pequeñas variaciones en la gigantesca innovación que es Bitcoin.

Aquí es importante recordar que alternativas a Bitcoin han sido propuestas desde el 2011 y ninguna de ellas ha podido desplazar a Bitcoin en términos de precio, uso o seguridad.

IxCoin fue un clon de Bitcoin creada en 2011 con grandes recompensas de bloque y un preminado (Gran número de monedas destinadas al creador).

Tenebrix fue una altcoin creada en 2011 que trató  de añadir resistencia GPU y también tuvo un preminado enorme.

Solidcoin fue otra altcoin creada en 2011 con mayor velocidad de generación de bloques y, nuevamente, un premine.

Los que sobrevivieron dentro de esta era de las altcoins fue Namecoin y Litecoin, que se distinguen por no tener un preminado.

Initial Coin Offerings o ICO’s, como se le han conocido hasta ahora, tampoco son nuevos. Mastercoin realizó un ICO en 2013 con un preminado, levantando 5.000 BTC y tuvieron que renombrarse “Omni”, porque el ecosistema alrededor era bastante anémico. Como éste, existen también otros ejemplos de ICO’s que han sido financiados o valorados en enormes sumas de BTC, pero no sin haber presentado problemas que los han tenido al borde del colapso o simplemente no ofreciendo ningún tipo de utilidad a sus participantes.

Las altcoins y ICO’s han tratado diferentes características o diferenciadores y la mayoría no han sido útiles, aplicables o adoptados. Por lo tanto, ¿Por qué seguir en esta línea? ¿Por qué Bitcoin parece tener un lugar especial en este ecosistema? ¿Por qué Bitcoin es diferente? Vamos a explorar dos aspectos únicos que hacen a Bitcoin distinto a cualquier otra cosa: el efecto red y la descentralización.

El efecto red

Producto de que la red de Bitcoin es la más grande y se beneficia del efecto red, las otras monedas están esencialmente jugando un gigantesco “corre que te pillo”. Bitcoin es la semana de 7 días y cada una de las otras monedas son una leve variación de ésta (Tengamos una semana de 4 días, tengamos días de 18 horas, llamemos a los días con nombres un poco diferentes, variemos el largo de las semanas según el designio de la autoridad central, etc).

No es necesario decir que estas pequeñas variaciones, en el mejor de los casos, menores o generalmente no son adoptadas. esto es porque el efecto red de Bitcoin crece con el tiempo y las personas que usan la red optimizan hacia los estándares de la red, agregando cada día más y más usuarios.

Y mientras la red sigue creciendo, beneficios sutiles e imperceptibles van aumentando para cada norma. Lo que en la superficie podría parecer ineficiente, en realidad tiene efectos de segundo y tercer orden que benefician a las personas que se adhieren a la norma.

Por ejemplo, un auto no vuela o entra al agua porque los autos han sido optimizados para su uso en terreno sólido. La falta de características extra hace al auto más útil ya que es más fácil de estacionar (puesto que su tamaño es menor al que tendría si, teóricamente, fuese un auto anfibio volador), más económico para mantener y conseguir combustible.

Además, estas normas han resistido el paso del tiempo e incluso probado su resiliencia en formas que son poco obvias. Te aseguro que no te gustaría ser la primera persona en volar en un auto anfibio volador, por ejemplo, porque no podrías saber qué tan seguro es ese vehículo.

Algo que ha estado presente ha probado su seguridad relativa. En esencia, Bitcoin posee la recompensa más grande por encontrar un bug o falla de seguridad. Como resultado, Bitcoin ha demostrado su seguridad, frente al único aspecto que puede realmente probarla: el tiempo. Cualquier otra moneda es mucho más joven y/o ha probado ser menos segura.

Sin duda, la naturaleza dudosa de muchas de estas nuevas “características” se vuelven obvias con el tiempo. Por ejemplo, la turing-completitud de Ethereum hace a toda la plataforma más vulnerable. En contraste, el lenguaje de smart contracts, script, ha evitado la turing-completitud por esa misma razón.

La respuesta usual por parte de la autoridad de la moneda centralizada es reparar aquellas vulnerabilidades con conductas incluso más autoritarias (Rescates, Hard-forks, entre otros). En otras palabras, el efecto red y componente de tiempo, junto con la centralización hace a las altcoins incluso más frágiles.

Bitcoin tiene la red más grande y eso significa que Bitcoin crece en utilidad simplemente por poseer la mayor cantidad de usuarios. Es mucho más fácil obtener accesorios para un celular popular que para uno impopular, por ejemplo. El ecosistema de Bitcoin hace mucho más fácil conseguir y mantener Bitcoin que la altcoin o ICO de la semana.

Descentralización

La otra propiedad principal de Bitcoin que no tiene otra moneda es la descentralización. Por “descentralizada”, nos referimos a que bitcoin no tiene ni un solo punto de falla o de colapso. Cualquier otra moneda tiene un fundador o una compañía que ha creado su moneda y que tiene la mayor influencia sobre ella. Un hard fork que es forzado sobre el usuario, por ejemplo, es un indicio que la moneda es bastante centralizada.

Las monedas centralizadas tienen la ventaja de poder cambiar las cosas rápidamente en respuesta a la demanda del mercado. Sin duda, la centralización es un aspecto bueno para los negocios, en el sentido en que continuamente se está ofreciendo algún producto o servicios a los clientes para tratar de generar ganancias.

Un negocio centralizado puede responder de mejor manera a la demanda de mercado y cambiar lo que se está vendiendo para obtener mayores ganancias.

Sin embargo, la centralización es algo malo para el dinero. Primero, una de las principales propuestas de una reserva de valor es ser inalterable en el tiempo. Una reserva de valor requiere que sus cualidades se mantengan iguales o mejoren con el tiempo. Un cambio que afecte estas cualidades, ejemplo, la inflación, disminución de su aceptación o cambio en la seguridad, cambia drásticamente la utilidad del dinero como una reserva de valor.

Segundo, la centralización del dinero tiene la tendencia de cambiar las reglas con un efecto catastrófico la mayor parte del tiempo. Sin duda, la economía del siglo XX es la historia de cómo los bancos centrales han ido disminuyendo el valor de las monedas fiat lentamente.

Por esta razón, la vida útil de una moneda fiat promedia los 27 años, a pesar del soporte de entidades poderosas como gobiernos y el uso universal dentro de un país entero como medio de intercambio. Las “características diferenciadoras”, la habilidad para reaccionar rápidamente y el uso simplemente no importante tanto para la superviviencia de una divisa como la escasez y la inmutabilidad.

Cada criptomoneda y ICO diferente a Bitcoin es centralizada. Esto es obvio en el caso de las ICO. La entidad que emite la ICO y crea el token es la parte centralizada. Ellos emiten la moneda y luego pueden cambiar el uso o propósito del token, alterar los incentivos de la moneda o emitir tokens adicionales. También pueden rechazar aceptar ciertos tokens en su propio beneficio o servicio.

Las altcoins tienen el mismo problema, aunque no en una forma tan obvia. Usualmente el creador es el dictador de facto de la moneda y puede hacer lo mismo que un gobierno. Impuestos, inflación, elegir a ganadores y perdedores (DAO, proof-of-X, etc) son continuamente decididos por los creadores. Como alguien que posee una altcoin, tienes que confiar no solo en el líder actual, sino que en todos los futuros líderes de la altcoin en que no confisquen o devalúen tus criptomonedas. En otras palabras, altcoins y ICO no son cualitativamente diferentes que otras fiat. En la tierra de las altcoin y ICOs, tu no eres soberano sobre tus propias criptomonedas.

Esto es particularmente agudo en el caso del mayor competidor de Bitcoin: Ethereum. Por donde se le mire, Ethereum es manejado de manera centralizada. Ethereum tiene por lo menos 5 hard forks donde los usuarios han sido forzados a integrar. Han corregido sus malas decisiones con el DAO. Ahora incluso están hablando acerca de un nuevo impuesto de almacenamiento. El control centralizado se manifestó tempranamente en su enorme preminado.

Bitcoin es diferente. Una de las grandes cosas que Satoshi hizo fue desaparecer. En los primeros días de Bitcoin, Satoshi pudo controlar gran parte de lo que fue su desarrollo. Al desaparecer, generó una situación en la cual todas las partes involucradas, léase como usuarios de varias afiliaciones, tiene algún decir en cómo se gestiona o maneja la red. Cada actualización es voluntaria (ejemplo Soft forks), no obligando a nadie a hacer nada para mantener sus bitcoins. En otras palabras, no tiene ningún punto de falla.

Bitcoin tiene un sistema el cual, incluso si un grupo de desarrolladores murieran o desaparecieran al mismo tiempo, aún habrían múltiples implementaciones open-source que pueden continuar ofreciendo alternativas para cada usuario. En Bitcoin eres soberano de tus propios bitcoins.

Esta situación es muy buena ya que no existe una autoridad central que pueda disminuir el valor o utilidad de tus criptomonedas. Esto significa que Bitcoin es efectivamente escaso (en vez de teóricamente o temporalmente escaso), no va a cambiar cualitativamente sin el consentimiento de todos los usuarios de la red y, por lo tanto, es una buena reserva de valor.

(Este post es una traducción no oficial del artículo “why Bitcoin is different” del autor Jimmy Song)

© 2018 | www.buda.com | we ♥ bitcoin